Viernes 21 de septiembre de 2018.-En entrevista para Hey Oaxaca, Nelly Martinez Echartea, coordinadora estatal del Comité de América Latina y el Caribe Para la Defensa de los Derechos Humanos de las Mujeres (CLADEM) expuso que un embarazo a temprana edad es considerado una tortura.

“Las niñas no debieran ser victimas de violencia sexual y mucho menos ser obligadas a continuar con embarazos que además de poner en riesgo su vida truncan su proyecto de vida y de las familias” dijo Martinez Echartea.

Comentó que Oaxaca se encuentra entre los cuatro primeros lugares de embarazo infantil según datos de la  Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). Agregó que según reportes de la Secretaria de Salud de Oaxaca del 2016 a mediados de 2018 se llevan 1511 casos de embarazos de menores de 15 años.

Manifestó que en el estado se estaba poniendo atención en casos de embarazo adolescente, dejando de lado los casos de menores de 15 años, señaló que incluso se han presentado casos de embarazo en niñas de 9 años. “Esta etapa de la vida no estaba incluido como un tema preocupante de la sociedad”.

La región de Valles Centrales y el Papaloapan ocupan el primer lugar en el estado en casos de embarazo infantil.