14 de junio de 2019.- El presidente de la República y Alejandro Encinas acordaron desde el inicio de la semana la separación de Tonatiuh Guillén a la dirección del Instituto Nacional de Migración y la llegada de Francisco Garduño a ese puesto.

A su arribo al Aeropuerto de Chihuahua, donde iniciará una gira en fin de semana, López Obrador confirmó que la renuncia de Guillén fue para “fortalecer el equipo de migración”.

Francisco Garduño participó con López Obrador en diversos cargos en la Jefatura de gobierno del Distrito Federal.

Tras la derrota en la campaña de 2006 estuvo a cargo de la conformación de las bases de la Fundación Honestidad Valiente y de la Convención Nacional Democrática.

Acompañó a López Obrador en sus campañas presidenciales de 2012 y 2018, y fue nombrado como titular de reclusorios federales al inicio de la actual administración.

El nuevo titular del INM ya había acompañado desde el martes al presidente en la conferencia de prensa matutina en Palacio Nacional como miembro del equipo que encabeza Ebrard.

Excelsior